Ensenada, B.C.- Jueves 29 de octubre de 2020.- Las familias podrán ingresar al panteón de El Rosario, con motivo del próximo 2 de noviembre o Día de Muertos, pero no podrán quedarse a consumir alimentos para evitar posibles cadenas de contagio por COVID-19.

Yulma Inés Espinoza Verdugo, delegada de dicho lugar en representación del presidente Armando Ayala Robles, informó que permitirán la entrada al público para llevar a cabo esta popular tradición, pero deberán seguir en todo momento las indicaciones de la Secretaría de Salud con motivo de la pandemia por Coronavirus.

La gente podrá llevar flores y limpiar las tumbas, con la condición de portar en todo momento cubrebocas, respetar la sana distancia, utilizar gel antibacterial y, en lo posible, lavarse las manos.

“Actualmente se están limpiando las áreas comunes del camposanto y corresponderá a los deudos hacer lo propio en las tumbas de sus seres queridos”, dijo.

La delegada enfatizó en el cuidado que deben tener las personas al acudir al camposanto con motivo del Día de Muertos, pues a pesar de que es una tradición muy arraigada entre las familias, se deben evitar las aglomeraciones o la interacción prolongada y sin protección entre las personas.

 

Aumenta recolección de basura en delegación

La delegada Yulma Espinoza Verdugo agradeció al presidente Armando Ayala Robles el envío de un camión de redilas para enfrentar el rezago en la recolección de basura.

Debido a que solamente un empleado realiza estas labores es lento el ritmo de trabajo, señaló, pero recientemente el XXIII Ayuntamiento autorizó a otra persona para la prestación de este servicio.

Actualmente levantan cinco toneladas diarias de desechos domésticos, sin embargo aún queda un rezago que seguramente se abatirá en cuanto se incorpore el trabajador.

En esta serie de servicios, la funcionaria también agradeció a la Dirección de Servicios Públicos Municipales el raspado de 27 calles, lo que representa una parte de consideración de las vialidades de esta comunidad.

Por último, Espinoza Verdugo resaltó la revisión y reposición de las luminarias del poblado, pues se estima que serán repuestas entre 150 y 200 lámparas, debido a que están fundidas o descompuestas.